Saltar al contenido

Remedios Caseros Para La Gonorrea

tratamiento natural para la gonorrea
Remedios Caseros Para La Gonorrea
5 (100%) 1 vote

La Gonorrea o blenorragia es una enfermedad de transmisión sexual causada por la bacteria Neisseria gonorrhoeae. Afecta tanto a hombres como a mujeres, una de las enfermedades de transmisión sexual más comunes en los países desarrollados.

La enfermedad generalmente afecta a los adultos jóvenes sexualmente activos entre 15 y 29 años de edad.

La transmisión de la enfermedad puede ser a través del sexo o también a través del nacimiento, de madre a hijo. Los grupos de riesgo son los pacientes con vida sexual activa, hombres, personas con múltiples parejas sexuales y los recién nacidos.

Los síntomas son diferentes según la región del cuerpo afectada. La gonorrea generalmente causa uretritis, pus en la uretra, aumento de la secreción vaginal, dolor al orinar, dolor pélvico, infección de la garganta, picazón anal y conjuntivitis (en recién nacidos).

La enfermedad generalmente se diagnostica mediante la recopilación de material de la uretra, el ano o la garganta y el análisis en el laboratorio para comprobar la bacteria causante de los síntomas.

Si no se trata adecuadamente, la gonorrea puede causar infertilidad en hombres y mujeres, así como otras complicaciones como la diseminación a otros órganos, cistitis, infecciones en las articulaciones, etc. Las bacterias han demostrado ser resistentes a los antibióticos, lo que ha preocupado a las autoridades de la salud.

El tratamiento se basa en antibióticos, por lo general fluoroquinolonas tales como ciprofloxacina. En algunos países como Australia, Francia, Japón, Noruega, Suecia y el Reino Unido, según la OMS, existen casos de resistencia a las cefalosporinas.

Los extractos de plantas están siendo investigados contra las bacterias, como la planta Diospyros canaliculata. Por otra parte, los medicamentos homeopáticos pueden ayudar en el tratamiento.

Es importante que una vez diagnosticado, la pareja también se trate la gonorrea. Mantener una higiene genital y una buena educación sexual también ayuda a prevenir el contagio. Otra medida importante es el uso del preservativo en todas las relaciones sexuales.

Puede ser difícil de tratar, pudiendo utilizar todo un arsenal de remedios caseros para la gonorrea que siempre surten buenos resultados.

Remedios naturales para la gonorrea

tratamiento natural para la gonorrea

Aceite de árbol de té

Este remedio es generalmente utilizado por las mujeres y consiste en colocar un poco de aceite de árbol en un tampón nuevo. Con tres gotas basta y sobra para que funcione, pudiéndolo mezclar también con un poco de aceite de coco y dejando que el tampón absorba todo el aceite. Colócate el tampón y úsalo de manera ordinaria.

Si se trata de gonorrea en el hombre, bien puedes tomar unas gotas de aceite de árbol de té y diluirlas en un vaso de agua. Luego, con una esponja o algodón, aplica este líquido en el área afectada para así evitar que la gonorrea se propague.

Vinagre de manzana

La gonorrea tiene cura y esta es el vinagre de manzana sin ninguna duda. Puedes utilizarlo de la misma forma que el primer remedio casero que se mencionó, colocando unas tres gotas de vinagre en el tampón y mezclarlo con unas gotas de aceite de coco.

De ser hombre, puedes diluir estas gotas de vinagre en un vaso de agua y aplicar en la zona afectada con extrema precaución. Ten presente que debes mantener muy limpia el área afectada tanto antes como después de utilizar este remedio casero. ¡Lávate bien con agua en abundancia!

Yogurt

Si se habla de la gonorrea en mujeres, nada mejor que el yogurt para brindar ese alivio que ellas tanto necesitan. Siendo así, puedes tomar entonces dos cucharadas pequeñas de yogurt natural sin azúcar y untarlas en tu tampón cotidiano. Luego de ello podrás colocar este tampón en tu vagina y esperar a que el alivio para la gonorrea llegue sin mucho inconveniente.

Mangostán

Otra fruta tropical hace su debut en el mundo de las medicinas caseras. En este caso se trata del mangostán, una fruta con centro carnoso blanco y una cáscara dura que será utilizada para preparar este remedio.

Toma la cáscara del mangostán y mézclala hasta volverla jugo y así ingerirla como si fuese medicina. Con un vaso de jugo de mangostán diario basta y sobra para mejorar de la gonorrea en cuestión de días.

Guanábana

Esta fruta reluce excelentemente como una gran respuesta a la pregunta de cómo se cura la gonorrea. Simplemente tendrás que extraer el jugo de una guanábana y consumirla de manera cotidiana y en abundancia. Gracias a su alto contenido en vitamina C, B1 y B2, este jugo puede inhibir los efectos negativos de tan molesta enfermedad de transmisión sexual.

Ajo

Fortísimo ingrediente culinario que funciona como uno de los mejores medicamentos para la gonorrea natural. Procura pues, comer tanta cantidad de ajo como puedas entre tus comidas para limpiar a tu organismo de la bacteria que ocasiona la gonorrea. También puedes preparar una pasta fresca con ajos triturados y así aplicarla directamente en el área que más molestia produce la gonorrea. No utilices este remedio casero si piensas tratar de evitar el contacto con los ojos.

Consideraciones al momento de curar la gonorrea

Ten siempre presente que la gonorrea es una enfermedad que no desaparece por si sola. Siempre tendrás que disponer de algún tratamiento para la gonorrea que te funcione para que puedas desligarte de este malestar de una vez por todas. Es, por ende, necesario que tomes en cuenta las siguientes consideraciones al curar la gonorrea:

  • Evita la actividad sexual a toda costa.
  • Las bebidas excitantes quedan totalmente prohibidas ya que ellas solo propician la aparición de gonorrea.
  • Es necesario mantener una correcta higiene en tu cuerpo, sobre todo en tus genitales. Para ello se recomienda que te bañes al menos dos veces al día.
  • Haz buen uso de las especias o de los remedios antes mencionados para tratar la gonorrea.
  • Si quieres mucho más asesoramiento al respecto, acude ante un especialista que pueda aclarar todas tus dudas.

Es momento entonces de despedirte de la gonorrea y empezar a vivir con muy buena salud. ¿Qué esperas?

Qué es la gonorrea

Gonorrea o la blenorragia es una ETS (enfermedad de transmisión sexual) causada por la bacteria Neisseria gonorrhoeae (diplococo Gram negativo) y pueden afectar tanto a hombres y mujeres.

Las bacterias pueden alcanzar la uretra, el recto, la garganta y, en las mujeres, el cuello del útero. En los recién nacidos, la N. gonorrhoeae puede causar conjuntivitis, llamada oftalmia neonatorum, lo que puede afectar permanentemente la visión del niño.

La gonorrea es una de las enfermedades de transmisión sexual más comunes entre la población sexualmente activa. Se desarrolla de manera diferente en hombres y mujeres.

Qué Causa la gonorrea

La gonorrea es causada por la bacteria Neisseria gonorrhoeae, un diplococo Gram negativo. Las bacterias pueden infectar el recto, el tracto urogenital, la tráquea y los ojos, especialmente a los recién nacidos.

Una vez en el cuerpo, las bacterias comienzan a multiplicarse y a causar los síntomas típicos de la enfermedad.

La transmisión de la gonorrea

La forma más común de infección es durante las relaciones sexuales sin protección, tales como el sexo oral, vaginal o anal. La localización de la infección (uretra, la garganta o el ano) se relaciona con la vía de infección y el tipo de relaciones sexuales.

Aunque menos frecuente, puede ocurrir la transmisión de madre a hijo durante el parto. En este caso, el bebé puede infectarse la conjuntiva, causando conjuntivitis gonocócica.

¿A quién afecta?

La gonorrea afecta tanto a hombres como a mujeres, pero sobretodo a:

  • Adultos jóvenes sexualmente activos.
  • Personas con múltiples parejas sexuales.
  • Hombres (mayor incidencia en los hombres que en las mujeres).
  • Pacientes que no adoptan las prácticas de seguridad durante las relaciones sexuales como el uso de preservativos.
  • Recién nacidos (en caso de que la madre sea portadora de gonorrea).

Qué síntomas presenta

Los síntomas de la gonorrea varían según la región del cuerpo afectada y comenzar aproximadamente 2 a 10 días después de la infección.

La infección en el tracto genital

En los hombres, si la infección se produce en el tracto genital, los síntomas pueden incluir:

Uretritis (inflamación de la uretra): aparece generalmente 4 a 20 días después de la contaminación

Uretritis se manifiesta por un color de la orina amarillento, abundante y posible ardor o dolor al orinar, e incluso puede provocar inflamación en los testículos.

Por lo general, los primeros síntomas de la gonorrea en los hombres incluyen dolor al orinar.

En ausencia de un tratamiento adecuado, puede conducir a la infertilidad en los hombres.

En las mujeres, una infección en el tracto genital produce dolor al orinar, dolor abdominal, dolor pélvico, aumento de la secreción vaginal, inflamaciones locales, tales como la cistitis; sangrado vaginal entre períodos, inflamaciones en la vagina y la vulva.

Es importante destacar que los síntomas no siempre son visibles en las mujeres (asintomático).

La infección en el recto

Los síntomas de la infección en el recto incluyen picazón anal, pus, sangrado después de ir al baño, dolor al defecar.

Infección ocular

La gonorrea puede llegar a los ojos de los recién nacidos durante el parto, causando conjuntivitis gonocócica. En los adultos, esta condición es rara. Los síntomas observados son: sensibilidad a la luz y presencia de secreciones en ambos ojos.

La infección de garganta

Generalmente se instala en la garganta a través del sexo oral. Los síntomas incluyen dolor al tragar, aumento de los ganglios linfáticos del cuello, estos síntomas son similares a una infección de garganta.

La infección en las articulaciones

A veces, las bacterias pueden establecerse en las articulaciones, causando artritis séptica. En este caso, las articulaciones se presentan doloridas, hinchadas, calientes y rojas, especialmente durante el movimiento.

Cuál es su diagnóstico

Las mujeres con sospecha de gonorrea deben consultar a un ginecólogo o un médico general, y los hombres deben buscar un urólogo o bien un médico de medicina general.

Por lo general, el médico realiza un examen clínico basado en la historia del paciente y observa algunas señales, como el flujo vaginal, presencia de secreciones como pus y dolor al orinar.

El médico puede solicitar un análisis de orina para determinar si la bacteria está en la uretra. Otro ensayo empleado es el uso de la torunda (aparato similar a una varilla flexible con punta de algodón) en la región afectada, como el recto, la garganta o la vagina.

Tanto la prueba de orina y el hisopo se usa para identificar cuál es el agente etiológico está causando los síntomas. Además, las pruebas adicionales para otras ETS pueden ser requeridos por el médico, puesto que la presencia de la gonorrea aumenta el riesgo de contraer otras enfermedades, como la clamidia.

Cuando no se trata, la gonorrea puede presentar algunas complicaciones:

La gonorrea en el hombre

En ausencia de tratamiento, puede conducir a la prostatitis, cistitis y en un caso extremo, estenosis uretral, que a su vez puede causar dificultad en la micción.

Epididimitis también puede ocurrir y, si no se trata, puede conducir al hombre a la infertilidad.

La Gonorrea en mujeres

En ausencia de tratamiento, las bacterias suben a los ovarios y las trompas de Falopio, causando enfermedad inflamatoria pélvica, que puede resultar en esterilidad femenina. Además de poder infectar al bebé durante el parto.

La enfermedad también puede causar otras complicaciones en el cuerpo. Una vez en el torrente sanguíneo, las bacterias pueden llegar a las articulaciones, causando síntomas tales como fiebre, sarpullido, dolor en las articulaciones y de otras infecciones (tales como salpingitis y peritonitis).

La infección con gonorrea aumenta el riesgo de contraer otras enfermedades de transmisión sexual tales como el VIH y la clamidia. Las personas que tienen VIH y la gonorrea propagan la enfermedad más fácilmente a otras.

Tratamientos

El tratamiento de la gonorrea es realizado básicamente por el uso de antibióticos, ya que es una enfermedad bacteriana. En general, el antibiótico se elige del grupo de las cefalosporinas y fluoroquinolonas (como ciprofloxacina, cefixima, etc.).

Debido al uso indiscriminado de antibióticos, muchas cepas de bacterias se han hecho resistentes a los agentes mayores (tales como la penicilina G). Por lo tanto, es importante tener criterios utilizando un antibiótico y seguir correctamente la forma de uso indicado por el médico.

Los datos recientes han demostrado que el aumento de la bacteria que causa la gonorrea es resistente a los antibióticos. Centros para el Control de Enfermedades indican que 1/4 de las cepas de bacterias son resistentes a la penicilina. En estos casos, los médicos evitan el uso de la penicilina para evitar la creación de bacterias aún más fuertes. Una opción es el uso de cefalosporina inyectable.

Nota sobre el tratamiento con antibióticos:

  • Es importante comenzar tan pronto como sea posible terapia.
  • Siga las recomendaciones del médico y toma el número de comprimidos prescritos (antibióticos) en su totalidad.
  • Evita las relaciones sexuales durante el tratamiento.
  • La pareja sexual también debe ser tratada de forma preventiva.
  • La gonorrea se asocia a menudo con la clamidia, el médico tratará ambas.

Además, algunas otras prácticas ayudan al paciente:

  • Adoptar una dieta rica en líquidos y compuesta de alimentos nutritivos y saludables.
  • Mantener una buena higiene de los genitales.
  • Educar sexualmente a tus hijos para que ellos han mantenido durante las relaciones sexuales. Recuerde, la educación sexual comienza en el hogar.

Prevención

La prevención de la gonorrea se hace principalmente mediante la lucha contra las enfermedades de transmisión sexual, mediante la adopción de las siguientes medidas:

  • Educación sexual.
  • El uso de preservativos en todas las relaciones sexuales.
  • Evitar tener muchas parejas sexuales.
  • Consulte a un ginecólogo regularmente (para mujeres) o un urólogo (para los hombres).
  • Evitar las relaciones sexuales con personas que tienen síntomas de la enfermedad venérea o algunos otros síntomas desconocidos.
  • Evitar las relaciones sexuales con desconocidos.

Otros remedios naturales que te pueden interesar

Acidez estomacalAcné
AdelgazarAfonía
AfrodisíacosAgujetas
AlergiasAlopecia (Caída del cabello)
AmigdalitisAmpollas
AnemiaAnsiedad
ArtrosisAsma
Bajar la presión arterialBalanitis
Blanquear dientesBlanquear piel
BlefaritisBronquitis
Cabello SaludableCalambres
Callos o durezasCansancio
CaspaCatarro
CelulitisCiática
CistitisColesterol
ColitisColon Irritable
Congestión nasalConjuntivitis
CucarachasDejar de beber
Dejar de fumarDepresión
DermatitisDiabetes
DiarreaDisfunción eréctil
Dolor de cabezaDolor de espalda
Dolor de estómagoDolor de garganta
Dolor de lumbagoDolor de muelas
Dolor de oídoDolor de pies
Dolor de reglaDolores musculares
Eczema o eccemaErisipela
EsguincesEstomatitis
EstreñimientoEstrés
Falta de apetitoFaringitis
FibromialgiaFiebre
FlemasFlemones
ForúnculosGarrapatas
GasesGastritis
GastroenteritisGingivitis
GolondrinosGolpes
GonorreaGota (ácido úrico)
GranosGripe
HemorroidesHepatitis
HerniasHerpes
Hígado grasoHipo
HongosHormigas
IncontinenciaIndigestión
Infección urinariaInfertilidad
InflamaciónInsomnio
Irritación de la pielJuanetes
LadillasLaringitis
Llagas en la bocaMal aliento
MareosMemoria
MenopausiaMigraña o Jaqueca
MocosMolusco Contagioso
MoratonesNáuseas
NerviosOjeras
Olor de piesOrzuelo
OtitisPicor de garganta
PiojosPsoriasis
QuemadurasReflujo gástrico
ResacaResfriado
RinitisRonquidos
RosáceaSarampión
SarnaSinusitis
Sudor o HiperhidrosisTinnitus o Acúfenos
TiroidesTos
TriglicéridosÚlceras
Uñas encarnadasUrticaria
VaginosisVaricela
VaricesVerrugas
VértigoVitíligo
Vómitos